El lujo sostenible de Salvatore Ferragamo

Salvatore Ferragamo tiene claro que la sostenibilidad es un compromiso imprescindible en las estrategias de desarrollo de la firma y su Informe de Sostenibilidad 2017 refleja la importancia de la Responsabilidad Social Corporatibo que el Grupo está llevando a cabo.

“En 2017 intensificamos nuestro compromiso con un Plan de Sostenibilidad de tres años que establece objetivos específicos y con una Política de Sostenibilidad que fija una serie de normas de conducta que tienen como objetivo difundir una cultura de empresa socialmente responsable”, explicó Ferruccio Ferragamo, Presidente del Grupo Salvatore Ferragamo, en la presentación de los resultados.

“Garantizando la transparencia con las partes interesadas, nuestro objetivo es compartir no solo los hitos que hemos logrado, sino también los desafíos que tenemos por delante y nuestros objetivos futuros”, añadió.

6 objetivos en tres años

Creado en base a los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) promovidos por las Naciones Unidas para alentar el desarrollo sostenible y minimizar los impactos ambientales, el Plan de Sostenibilidad del Grupo Salvatore Ferragamo establece seis objetivos principales sobre la base de qué iniciativas específicas se llevarán a cabo durante tres años. Las áreas de mayor importancia en las que se centra el compromiso de la marca, y que también se analizan en el Informe de Sostenibilidad 2017 del Grupo, son las personas; apoyar la producción en Italia; los productos y relaciones con proveedores; el territorio y la cultura; y el medio ambiente.

“Gracias a nuestro equipo y su positividad, el Grupo Salvatore Ferragamo ha adoptado la sostenibilidad como un valor y la ha convertido en un factor vital en nuestras estrategias de desarrollo”, agregó Ferruccio Ferragamo. “Nuestra gente es la esencia de nuestra marca y es por eso que queremos celebrar su profesionalidad, ofreciéndoles oportunidades de crecimiento, bienestar y respeto”, concluyó.

Producción local

Además, el Grupo obtuvo la certificación OHSAS (Serie de Evaluación de Seguridad y Salud Ocupacional) 18001 para todos sus talleres de producción y tiendas en Italia, y planea ampliar el alcance de esta certificación en los próximos años. “Creemos firmemente en nuestra comunidad local, la cual es sinónimo de historia y cultura, y en el talento de los jóvenes italianos, que son capaces de resolver los problemas actuales y actualizar el legado creativo de Italia”, agregó el Presidente. “Está en el ADN de Ferragamo preservar el pasado de la tradición italiana y cultivar su futuro, y hemos sostenido este legado financiando, por un lado, restauraciones de obras de arte importantes, como la Fuente de Neptuno en Piazza della Signoria, en Florencia, y promoviendo, por otro lado, la experimentación con materiales sostenibles, sin dejar de ser firmes en nuestro compromiso con los productos Made in Italy y nuestro respeto por el espíritu innovador del fundador de Salvatore Ferragamo”, aclaró Ferruccio.

Medioambiente

La protección del medio ambiente es otra de las principales prioridades de Ferragamo y uno de sus objetivos de RSC. En 2017, el Grupo invirtió en proyectos para reducir el consumo y obtener una certificación ambiental para sus instalaciones, a fin de minimizar los impactos ambientales de sus operaciones.

Estas inversiones incluyen el nuevo centro logístico en construcción cerca del sitio Osmannoro del Grupo (Florencia), diseñado con estándares de eficiencia tan altos que contarán con certificación LEED Platinum y el nuevo diseño y prototipo de Modelleria para los artículos de cuero para hombres y mujeres que se inauguró en noviembre pasado. Este centro vanguardista se encuentra en un edificio que ha sido remodelado y renovado para contener el consumo de energía y las emisiones, optimizar la absorción de energía y usar energía de fuentes renovables, con la instalación de un nuevo sistema de energía solar.

El compromiso del Grupo con la certificación también incluyó las operaciones de menor tamaño en 2017: en Octubre, la histórica tienda Canton Road en Hong Kong recibió la certificación LEED Gold, seguida de la tienda Troy en Michigan, con certificación LEED Silver.

La economía circular, un compromiso más

Para reforzar su compromiso con la mejora constante de la innovación, la competitividad y el medio ambiente, en noviembre, la marca se unió a Alleanza per l'Economia Circolare, una alianza italiana que promueve la economía circular, en la que cada sector está encabezado por una empresa italiana con liderazgo mundial en su campo y un compromiso de larga duración para promover la economía circular. El enfoque de Ferragamo hacia una economía circular se basa en el poder de la innovación y la eficiencia en el diseño: es por eso que el Grupo se esfuerza por fabricar productos que duren más, invirtiendo en calidad y reduciendo así el desperdicio.

Salvatore Ferragamo considera que “Made in Italy” es una manera responsable de hacer negocios, un enfoque que premia la excelencia artesanal de este país y que, con una cadena de suministro de artesanos expertos, genera valor positivo y protege el conocimiento y el patrimonio únicos de Italia.

“Mi padre solía decir que siempre se puede crear algo aún más hermoso y más perfecto”, concluyó el Presidente del Grupo, Ferruccio Ferragamo. “Más que una afirmación, esto es un llamamiento a la acción para luchar por la mejora continua y elevar el listón cada vez más, para promover un negocio responsable día tras día, basado en el respeto a las personas, el territorio, el medioambiente y la comunidad”.

Photo Credits: Salvatore Ferragamo web

 

Noticias relacionadas

MÁS NOTICIAS

 

ÚLTIMAS OFERTAS DE TRABAJO

 

LO MÁS LEÍDO