• Inicio
  • Noticias
  • Empresas
  • Gap cierra su mejor segundo trimestre “en más de una década”

Gap cierra su mejor segundo trimestre “en más de una década”

Por Jaime Martinez

27 de agosto de 2021

Empresas

Photo Credits: Gap.

Poco después de anunciar la compra de la start-up Drapr, el Grupo de moda estadounidense Gap, compañía matriz de un portafolio de marcas comerciales entre las que se incluyen las cadenas Old Navy, Gap, Banana Republic y Athleta, daba a conocer, a última hora de ayer jueves 26 de agosto de 2021, sus resultados financieros concernientes al segundo trimestre de su actual ejercicio fiscal de 2021. Periodo que finalizaba el pasado 31 de julio, durante el que la compañía, a pesar de los retos que ha seguido suponiendo la actual crisis sanitaria para la actividad comercial, logró superar con holgura sus cifras previas a la pandemia, registrando el volumen de ventas más alto alcanzado por la compañía durante su segundo trimestre en más de una década.

De este modo, y a pesar del repliegue de sus operaciones directas en Reino Unido y la Europa continental, regiones en las que espera poder continuar creciendo sobre un modelo de franquicias, la multinacional estadounidense, considerada la mayor compañía especializada en moda de todos los Estados Unidos, cerraba este segundo trimestre del año con unas ventas totales por valor de 4.211 millones de dólares. Valor que se sitúa un +28,58 por ciento por encima de los 3.275 millones en ventas que registraba durante el mismo periodo de 2020, y un +5,14 por ciento superior a los 4.005 millones de dólares que recogía al cierre del mismo trimestre de 2019, el último ejercicio que se llevó a cabo en plena normalidad antes de la llegada de la pandemia por coronavirus.

Como resultado de este aumento de su facturación, y de los ajustes llevados a cabo con el fin de optimizar sus operaciones, el Grupo lograba reunir un beneficio neto por valor de 258 millones de dólares. Valor muy superior a las pérdidas de -62 millones que recogía durante el mismo periodo de 2020, y un +53,57 por ciento por encima de los 168 millones de dólares de beneficio que sumaba al cierre del segundo trimestre de 2019.

“Nuestros equipos llenos de talento lograron generar nuestras mayores ventas netas de un segundo trimestre en más de una década”, entraba a explicar Sonia Syngal, director ejecutiva de Gap, a través de unas declaraciones difundidas desde la propia multinacional textil. “Nuestra estrategia está impulsando nuestro crecimiento, como bien lo demuestra la continua fortaleza de Old Navy y Athleta, dos marcas de Gap que han registrado su segundo trimestre consecutivo con un resultado en ventas positivo al de hace 2 años en Norteamérica, así como el impulso que está tomando Banana Republic”. “Las crecientes inversiones en marketing, la mejora en la gestión de las marcas y la implementación de nuevas tecnologías están dando unos buenos resultados a medida que el poder de nuestra marca se consolida”, añadía Syngal. Quién, con la mirada puesta en lo que resta de ejercicio, espera que “nuestro programa de fidelización integrado y la nueva experiencia de compra inclusiva de Old Navy, Bodequality, se arraiguen”, siendo ambas “componentes clave de nuestro plan estratégico Power Plan 2023, e importantes medidas para lograr generar un impulso sostenible a largo plazo” para la compañía.

Plena recuperación de Old Navy y fuerte empuje de Athleta

Entrando a analizar el comportamiento experimentado por cada una de las principales marcas del Grupo a lo largo de este segundo trimestre de ejercicio, Old Navy sigue manteniéndose como la principal cadena de la multinacional por volumen de facturación, registrando unas ventas netas totales por valor de 2.390 millones de dólares. Cifra superior en un +27 por ciento a los 1.881 millones registrados en 2020, y un +21,2 por ciento por encima de los 1.972 millones de 2019.

En segunda posición, nos encontramos con una marca Gap que cierre el trimestre con unas ventas netas totales de 974 millones de dólares. Un +24,39 por ciento por encima de los 783 millones que lograba sumar al cierre del mismo trimestre de 2020, pero un -10,31 por ciento por debajo de los 1.086 millones en ventas que obtenía en 2019.

Mientras tanto, en tercera posición, a través de Banana Republic el Grupo ha logrado sumar un total de 495 millones de dólares en ventas, consecuencia de una fuerte mejoría que ha permitido a la marca elevar sus ventas en un +74,91 por ciento sobre los 283 millones que generaba durante el segundo trimestre de 2020. Aumento que sin embargo no la ha impedido mantenerse un -19,64 por ciento por debajo de los 616 millones de dólares que recogía durante el mismo periodo de 2019.

Cerrando ya este ranking, en cuarta posición nos encontramos con una marca Athleta con la que la multinacional ha recogido 341 millones de dólares en ventas. Un +27,72 por ciento por encima de los 267 millones de 2020, y valor un +35,32 por ciento superior a los 252 millones en ventas de 2019. Completando sus ingresos con otra partida, en la que se incluyen los restos por ganancias por las ventas de las marcas Intermix y Janie and Jack, por valor de 11 millones de dólares.

Cerrando el semestre con una plena recuperación sobre sus valores prepandemia

Como resultado de esta última actualización sobre sus cuentas, Gap cierre la primera mitad de este ejercicio de 2021 sumando unas ventas netas totales por valor de 8.202 millones de dólares. Cifra superior en un +52,4 por ciento a los 5.382 millones que lograba recoger al cierre del mismo primer semestre del complejo ejercicio de 2020, e igualmente un +6,37 por ciento por encima de los 7.711 millones en ventas que llegaba a generar durante el ejercicio de 2019.

Este incremento de facturación, en términos semestrales, se ha terminado reflejando sobre el capítulo de beneficios del Grupo Gap con un beneficio semestral neto por valor de 424 millones de dólares. Cifra desde la que dice adiós a las pérdidas de -994 millones que llegaba a sumar al cierre de la primera mitad del ejercicio de 2020, y beneficio que se sitúa un +7,34 por ciento por encima de los 395 millones de dólares de ganancias que recogía al cierre del mismo primer semestre de 2019.

Previsiones para lo que resta de ejercicio

Tras los buenos resultados obtenidos al cierre de esta primera mitad del año, la compañía ha decidido ofrecer unas nuevas previsiones para lo que resta de ejercicio. Anualidad que espera completar con un beneficio por acción diluido en el rango de los 1,90 a 2,05 dólares. Valor que reflejaría los costes generados por las desinversiones como consecuencia de las ventas de Janie and Jack e Intermix, que, una vez excluidos, dejarían el beneficio por acción sobre una base ajustada en la horquilla de los 2,10 a 2,25 dólares.

En cuanto a los principales indicadores, el Grupo espera generar, al cierre de ejercicio, unas ventas netas totales superiores en un +30 por ciento a las generadas el pasado 2020, así como un margen operativo que estimaba de aproximadamente un 7 por ciento, y que ahora aumenta al rango de un 7,5 por ciento, acelerando así en su objetivo de lograr alcanzar un valor del 10 por ciento para finales de 2023.

Como partidas estratégicas, la compañía estima llegar a cerrar el ejercicio con unos gastos de capital de aproximadamente unos 800 millones de dólares. Montante que se destinará a unas inversiones que se adaptarán a las indicaciones de su plan estratégico “Power Plan 2023”, yendo a parar principalmente a proyectos de alto retorno, incluidos entre ellos iniciativas digitales, estrategias de fidelización, a la optimización de la cadena de suministros o a inversiones dirigidas a expandir la red comercial de las cadenas Old Navy y Athleta. Capítulo sobre el que desde Gap mantienen sus previsiones de llegar a realizar la apertura de unas 30-40 tiendas de Old Navy y otras 20-30 tiendas de Athleta durante este 2021, mientras que se llevan a cabo los cierres de unas 75 tiendas Gap y Banana Republic en América del Norte.